viernes, 12 de julio de 2013

Cris Morena disfrutó de una noche de teatro


La lluvia no la frenó. La productora de “Aliados” eligió “Le Prenom (El nombre)”, la comedia que produce su ex marido, Gustavo Yankelevich, para nutrirse de buen texto y actuaciones.

Por otro lado, la obra hizo debutar, con éxito, en la dirección a Arturo Puig, quien se luce como actor todas las noches en “Solamente Vos”.

Fuente: Pronto.com.ar


Te recordamos que el espectáculo se presenta en el Multiteatro y abarca la siguiente temática: Hay una reunión de dos matrimonios (Jorgelina Aruzzi, Peto Menahem, los dueños de casa; Germán Palacios, Mercedes Funes, los visitantes), más un amigo trombonista y presuntamente homosexual (Carlos Belloso) que funciona como comodín para aportar giros ingeniosos.

Durante toda su primera mitad y algo más, la pieza describe la relación del grupo con juegos de palabras de un humor tan blanco que recuerda a los mantenidos por el elenco Cibrián-Campoy hace seis décadas, y que sólo la pericia y el encanto de los intérpretes logran remontar.

Obra descalabrada en su estructura, pasa luego a lo que enuncia el título, ya que el esposo visitante afirma que su futuro hijo se llamará Adolph, lo que desata un leve escándalo, sobre todo porque el local, profesor universitario y judío, relaciona con Adolf Hitler.

El intríngulis se soluciona mucho antes del final y la pieza cambia de rumbo, se pone ruidosa, sexista, discriminatoria, sobre todo en función del presunto gay, que tiene algún as en la manga para tranquilizar a sus contertulios.

No solo se ridiculiza al músico "que vive solo con su gato y nunca se le conocieron mujeres" sino que además se naturaliza el rol de la mujer sólo como parturienta, en un caso, o como ama de casa que no puede participar de las discusiones porque tiene que preparar la comida, en el otro.

Matthieu Delaporte y Alexandre De la Patellière -hijo del cineasta Denys De la Patellière-, nacidos ambos en 1971, son dos prósperos teatristas franceses con incursiones en el cine y la TV, pero toda esa experiencia no se refleja en el texto.

Lo curioso de "El nombre" es que es una comedia sin gags verbales ni sobreentendidos y su trasncurrir parece hilvanar situaciones episódicas que alargan pero no suman y que sólo se sostienen en la feliz conducción del nóvel Puig.

0 Fans Comentaron :

Publicar un comentario

Por favor no SPAM, ni insultos. Muchas gracias por tu comentario, realmente lo apreciamos! :)