jueves, 8 de diciembre de 2011

Emoción y lágrimas en el homenaje de Tinelli a Romina Yan

Era un día soleado en Bolivar, pero a pesar del calor la gente no quería perderse uno de los actos más emotivos de la historia del lugar, la inauguración del pabellón pediátrico “Romina Yan” en homenaje a la actriz fallecida en 2010.

El primero en llegar a las 12 en punto fue el anfitrión del evento, Marcelo Tinelli. El conductor estaba acompañado de su hija mayor, Micaela, y su novia, Sol Calabró. Pocos minutos después se unió la familia de Romina: su marido Darío junto a sus tres hijos, Franco, Valentín y Azul; su papá Gustavo con su novia Rosella della Giovampaola; su hermano Tomás acompañado de su mujer Sofía Reca y su hijo Inti y una muy emocionada Cris Morena, que desde el primer momento no pudo contener las lágrimas.

La familia Yankelevich se ubicó en la primera fila. Darío con la pequeña Azul en brazos, a quien no dejó de abrazar y contener durante toda la ceremonia. A su lado la exitosa productora compartía la silla con su nieto Franco, el mayor de los chicos de Romina, y tomaba de la mano a Valentín. La emoción fue la protagonista de la jornada, las lágrimas se apoderaron no solo de aquellos cercanos a Romina, sino de todos los presentes.


El encargado de hablar por parte de la familia fue Gustavo: “Muchísimas gracias a todos por acompañarnos en este momento tan especial para la familia, muchísimas gracias a Marcelo por habernos permitido colaborar y contribuir para la construcción de este pabellón pediátrico en nombre y en la memoria de mi hija Romina”, dijo con voz quebrada e intentando contener el llanto.

“Esta es una idea que trajo Gustavo y con este grandísimo gesto de amor de él, de Cris, de Darío y de toda la familia logramos que hoy Romina esté presente más que nunca con nosotros y que se quede acá para cuidar a todos los chicos de Bolívar”, dijo Marcelo, orgulloso de colaborar nuevamente con el hospital de su ciudad natal.

Uno de los momentos más emotivos fue cuando un grupo de niños subió al escenario para leerle una carta a Romina en la cual recordaban los momentos vividos con Chiquititas y Casi Ángeles. Cris no pudo aguantar el impulso y se acercó a abrazar y agradecer a cada uno de los chicos, seguida por Gustavo.

Finalmente llegó la hora de inaugurar el pabellón. Marcelo, Cris, Gustavo, Darío, Franco, Valentín y Azul cortaron la cinta e ingresaron a ver las instalaciones. En los televisores de la sala de espera se podía ver una foto de Romina y en una de las paredes una placa que decía “Romina Yan: tu ausencia es tan solo física. Estas hoy y siempre junto a nosotros, protegiendo a los niños de Bolivar”. A partir de hoy, la memoria de Romina estará para siempre viva en los corazones de los bolivarenses.




Fuente: Revista Hola

1 Fans Comentaron :

Anónimo dijo...

Fue un acto sumamente emotivo y me parecio hermosa la idea de poner el nombre de romina a un lugar como ese, lleno de niños con iluciones...
Rocio

Publicar un comentario

Por favor no SPAM, ni insultos. Muchas gracias por tu comentario, realmente lo apreciamos! :)